thumb
 16/02/2019

Titulares:

Producci贸n petrolera podr铆a caer unos 300 mil b/d a fines de mes por falta de diluyentes

A A

Venezuela podría cerrar más de una cuarta parte de su producción de petróleo ya que las sanciones de EEUU impiden que PDVSA, de propiedad estatal, importe desde Estados Unidos el diluyente necesario para mezclar con su crudo extra pesado, dijeron el lunes fuentes de la industria petrolera venezolana.


Las fuentes de PDVSA dijeron a S&P Global Platts que la compañía espera que no pueda producir unos 300.000 b / d de petróleo crudo diluido (DCO) sin suministros de nafta que se mezclen con el crudo extra pesado de la Faja del Orinoco para hacerlos transportable.


La producción de petróleo crudo convencional que no necesita mejorarse continuará, pero dado el deterioro de la infraestructura y los problemas de mano de obra internos, incluso esos volúmenes verán nuevas caídas.


Como resultado, la producción total de crudo de Venezuela caerá a menos de 800,000 b / d para fines de febrero, dijeron las fuentes.


Platts estimó que el país bombeó 1,17 millones de barriles por día en diciembre en su encuesta mensual más reciente de producción de la OPEP.


“Hay una rebelión interna en PDVSA”, dijo una fuente a Platts bajo condición de anonimato. “La gran mayoría de los trabajadores no atienden llamadas y se niegan a cumplir órdenes que podrían poner en riesgo su seguridad personal”.


Los buques petroleros que llegaron a la refinería se negaron a descargar debido al embargo, e Isla procesó todo el crudo que recibió en enero.


El ministro de petróleo venezolano, Manuel Quevedo, ex general de la Guardia Nacional, a fines de la semana pasada decretó que no se permitiría a los petroleros partir sin pagar por anticipado los cargamentos, pero los clientes de PDVSA están cautelosos de que los pagos anticipados violarían las sanciones de EEUU.


La situación se ha vuelto tan tensa que la semana pasada, las tropas de la Guardia Nacional intentaron forzar al capitán del barco Mambo, que llegó a la refinería de Cardon en el complejo de Paraguaná, a descargar 140.000 barriles de diesel ultraligero bajo amenaza de encarcelamiento, dijeron las fuentes.


Citgo le ordenó al capitán que no descargara el diésel porque PDVSA aún no lo había pagado, lo que eventualmente produjo una orden judicial para descargar la carga, según las fuentes.


El Mambo salió de Cardón el domingo, según el software de seguimiento de envío de Platts cFlow, después de cinco días en el puerto y ahora está en el Mar Caribe y se dirige a Houston.


 Publicidad
 Twitter
 Publicidad